Clasificando los contratos que quedan por hacer - Amari Cooper, Dak y Zeke

Sorting-Out-The-Cowboys-Contract-Logjam-hero

(Nota: La nota original fue escrita por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducida al español para SomosCowboys.com)​

GRAPEVINE, Texas - Hasta que caiga un dominó, seguirá habiendo un debate sobre el orden en que caerán.

Ahí es donde están los Cowboys mientras se acerca el verano. Con DeMarcus Lawrence ya firmado bajo un acuerdo a largo plazo, la atención se ha dirigido hacia sus otras prioridades contractuales.

Pero con contratos que se acercan a su final como los de Dak Prescott, Amari Cooper, Ezekiel Elliott y Byron Jones, entre otros, las preguntas persistirán acerca de cómo exactamente ocurrirá eso.

Puede que sea un problema para el jefe de operaciones de los Cowboys, Stephen Jones, pero al menos es un buen problema.

"Obviamente, me siento muy bien de que estemos trabajando fácilmente – cuando digo fácilmente, no es un buen uso de la palabra - pero vamos a trabajar estratégicamente para lograr que hombres como Dak, Amari y Zeke reciban un contrato. Creo que también podemos trabajar en otros ", dijo Jones durante el torneo de golf del equipo.

Lawrence firmó una extensión de cinco años por $105 millones en abril, poniendo fin a un posible problema antes de que realmente comenzara. Desde entonces, la atención se ha centrado en Prescott y Cooper, quienes están listos para jugar los últimos años de sus contratos de novato en 2019, y que están buscando un gran contrato en un futuro cercano.

Sin embargo, el mismo Jones lo señaló: solo porque Elliott tiene dos años en su contrato de novato no disminuye sus posibilidades de obtener su propia extensión de contrato.

"Zeke, no me malinterpretes, quiero decir, podemos hacer más de dos contratos", dijo Jones. "Me refiero a Zeke, como todos sabemos, él es un jugador muy importante para esta organización. Es un chico que queremos tener aquí a largo plazo". 

Naturalmente, eso va a generar dudas sobre cómo los Cowboys planean pagar todo esto. El próximo sueldo de Prescott – estando en una posición tan importante como la de mariscal de campo - podría romper la marca de $30 millones, mientras que Cooper calcula que recibirá $17 o $18 millones por año y Elliott debería tener una oportunidad de ganar un salario de $13 o $14 millones de dólares.

Eso no incluye a Byron Jones, Jaylon Smith o La’el Collins, quienes necesitan nuevos contratos, y los cuales Stephen Jones mencionó el miércoles. Así que es fácil entender por qué esto parece un gran debate.

"Sabes que la buena noticia es que el tope salarial sigue creciendo", dijo Jones. "Y está creciendo y es genial para nuestros jugadores, obviamente es genial para los equipos, hemos hecho un buen trabajo con nuestro negocio en términos de generar ingresos".

Al mismo tiempo, los Cowboys no son ciegos a la realidad de la situación. Si todos sus jugadores maximizan sus contratos, el dinero se agotará eventualmente. Con el fin de maximizar el talento en su lista, será interesante ver qué tan bien logran recompensar a sus veteranos mientras tratan de ahorrar dinero para el resto de su lista.

"El trabajo de ellos no es administrar el tope salarial, lo entiendo, pero es mi trabajo y el de Jerry", dijo Jones. "Así que entenderán por qué estamos negociando duro para lograr el mejor contrato posible, porque el dinero - si podemos convencerlos de que no lleguen al máximo, hacerlo bien, pero no que no maximicen su contrato - entonces eso nos permite tener otros grandes jugadores alrededor de ellos".

Jones también mencionó el efecto residual de jugar para los Cowboys. Prescott ha recopilado numerosos patrocinios desde que se convirtió en el mariscal de campo titular del equipo, mientras que tipos como Troy Aikman, Tony Romo y Jason Witten han convertido esa visibilidad en trabajos de televisión.

"Si podemos ponerles anillos de Super Bowl, entonces ellos serán leyendas en esta área por muchos, muchos, muchos años por venir", dijo Jones. "Lo poco que entreguen de su contrato, deberían poder invertir en ser un Cowboy y mejorar nuestros equipos".

Es un punto válido y una estrategia inteligente, especialmente si los Cowboys pueden convertir a este grupo talentoso en aquel éxito que los ha eludido durante tantos años.

Una parte clave será volver a firmar a ese talento, en el orden que mejor funcione.

Related Content

Advertising