En Resumen: Cowboys pierden en New England, 13-9

Resumen_vsNE

(Nota: El artículo original fue escrito por Kurt Daniels, editor de Dallas Cowboys Star Magazine, y traducido al español para SomosCowboys.com)​

Los Dallas Cowboys entraron a este juego ante los New England Patriots con algo que demostrar: ¿Podrían los Cowboys derrotar a un equipo con un récord ganador para así consolidarse como un verdadero contendiente?

Lamentablemente, la pregunta sigue en pie. En una tarde fría, ventosa y lluviosa, Dallas no pudo romper la racha de New England (20 victorias en casa), cayendo ante los Patriots, 13-9.

Quizás fue el clima, pero los Cowboys realmente fueron su peor enemigo en este día y New England se aprovechó de los errores de Dallas. En particular, fue el juego de los equipos especiales, ya que 10 de los puntos de los Patriots llegaron después de errores cometidos por los equipos especiales de los Cowboys. Los únicos otros puntos de los Patriots llegaron tras Dallas lanzar una intercepción.

Ninguno de los dos equipos pudo hacer mucho a la ofensiva, ya que los Cowboys solo convirtieron 2 de 13 en terceros intentos (15%) y 0 de 2 en la zona roja. Por otro lado, New England no jugó mucho mejor, con 3 de 14 en terceros intentos y 1 de 3 en la zona roja.

Los Cowboys superaron a los Patriots con un total de 321 yardas de ofensiva, mientras New England acumuló 282. Los Cowboys también ganaron el tiempo de posesión, 30:22 a 29:38. Pero en un juego que se necesitaba touchdowns, Dallas solo pudo anotar goles de campo.

Dadas las condiciones, el juego terrestre fue el centro del escenario. Los Cowboys corriendo para 109 yardas, incluyendo 86 de Ezekiel Elliott. Sin embargo, New England casi los iguala, ganando 101 yardas por tierra con 85 de Sony Michel. Ambos mariscales de campo se fueron contenidos: Dak Prescott completó el 57.6 por ciento de sus pases para 212 yardas y Tom Brady acumuló 190 yardas con un 45.9 por ciento.

Madre Naturaleza fue un factor desde el principio, complicándole la vida a ambas ofensivas. Pero fue el juego de los equipos especiales lo que llevó a que los Patriots tomaran la ventaja desde el principio.

La tercera fase del fútbol ha sido un poco difícil para los Cowboys durante toda la temporada, y esa faceta del juego fue mostrada en el primer cuarto. La secuencia comenzó en la segunda posesión de Dallas cuando la unidad del equipo se detuvo en la línea de 28 yardas de New England. Brett Maher salió para un intento de gol de campo de 46 yardas, pero la patada no fue buena.

Eso fue seguido en la próxima posesión de los Cowboys, donde Matthew Slater bloqueó el despeje de Chris Jones y los Patriots se recuperaron el balón en la línea de 12 yardas de Dallas. Dos jugadas después, Brady encontró a N'Keal Harry en el lado izquierdo de la zona de anotación para ganar la ventaja inicial, 7-0.

Las cosas solo fueron de mal en peor para los Cowboys a medida que el reloj avanzaba hacia el segundo cuarto. La ventaja pronto aumentó a 10-0 después de que el pase de Prescott a Amari Cooper en la próxima serie del equipo fuera interceptado por el esquinero Stephon Gilmore.

Establecidos una vez más en el territorio de Dallas, esta vez en la línea de 29 yardas, los Patriots no pudieron mover las cadenas – la defensa de los Cowboys al menos hizo su parte. Pero Nick Folk demostró ser bueno en su gol de campo de 44 yardas, aumentando la ventaja de New England.

Finalmente, los visitantes añadieron puntos al tablero a mitad del segundo cuarto. Comenzando en su propia línea de 25 yardas después del saque inicial, los Cowboys corrieron el balón siete veces seguidas para llegar a los 28 de los Patriots. Pero en tercera y 3, el pase de Prescott a Randall Cobb no funcionó y el equipo volvió a sacar a Maher para un intento de gol de campo. Esta vez la patada desde la yarda 46 fue buena.

Y ese pase errado hizo que Prescott se pusiera guantes para le ayudaran a manejar el balón mojado. El resultado llevó a otros tres puntos en la próxima carrera de los Cowboys.

Después de que Folk falló su propio gol de campo de 46 yardas, la ofensiva de Dallas volvió a ponerse en marcha – el gran golpe llegó cuando Prescott encontró a Michael Gallup en el medio para una recepción de 22 yardas, otras 15 yardas adicionales por un castigo de rudeza al pasador. La serie se detuvo allí, pero Maher fue fiel en su yarda 27, que cambió el marcador a 10-6 para el medio tiempo.

En lo que seguía lloviendo, las defensas reinaron en la segunda mitad, ya que fue una serie de despejes para ambos lados hasta el tercer cuarto. Pero a medida que el cuadro se acercaba al final, los equipos especiales de los Cowboys volvieron a decepcionar.

Alineándose para un despeje en su línea de 40 yardas, Dallas parecía dispuesto a cambiar la posición del campo a su favor. Pero los Cowboys se vieron confundidos al New England no tener un hombre de vuelta, cargando la línea de golpeo. Luego recibieron un castigo por retraso del juego, seguido por otro pañuelo debido a un movimiento ilegal que los hizo patear desde su línea de 30 yardas. El despeje de Jones le dio a los Patriots el balón en su propia yarda 38.

Dada la ganancia en yardas ocultas, Brady, por supuesto, se aprovechó. Movió a su equipo solo 38 yardas en 12 jugadas, pero eso fue suficiente para que Folk entrara en el rango de gol de campo. Esta vez su patada fue buena desde las 42 yardas, la ventaja de los Patriots cambió a 13-6.

Pero todavía seguía siendo un juego con mucho tiempo restante en el último cuarto. Y cuando Prescott lanzó un hermoso pase a Cobb, quien corrió 59 yardas por la línea lateral izquierda hasta la línea de 25 yardas de New England, los Cowboys parecían haber entrado en ritmo.

Sin embargo, la jugada se detuvo en la línea de 11 yardas de los Patriots, y aunque posiblemente debieron tratar de convertir el cuarto intento con 6:08 minutos restantes, los Cowboys optaron por sacar a Maher para un gol de campo de 29 yardas. La patada fue buena, pero Dallas siguió con cuatro puntos menos.

Lo que significaba que los Cowboys aún necesitaban un touchdown. La defensa hizo su parte. Aunque la unidad permitió que los Patriots cruzaran el centro del campo, los Cowboys forzaron un despeje. Eso le devolvió el balón a Dallas con 2:38 minutos restantes en el juego. Desafortunadamente, el equipo tendría que comenzar desde su propia línea de 8 yardas.

No pudieron hacerlo. Aparentemente, los Cowboys habían convertido un tercero y 1 en su propia línea de 35 yardas para convertir el primer down y mantener viva la serie, pero recibieron un castigo donde supuestamente Travis Frederick metió el pie para tropezar al defensor. Fue un castigo cuestionable. Al fin y al cabo, el castigo los hizo retroceder 10 yardas. Luego Prescott lanzó un pase de 20 yardas, conectando con Cooper en el cuarto intento.

Pero después de revisar la jugada, se determinó que el balón había tocado el suelo, no fue una recepción así que, posesión de los Patriots, juego terminado.

Con esta derrota, los Cowboys ahora tienen un récord 6-5, pero mantuvieron posición número uno en la NFC Este ya que los Philadelphia Eagles también perdieron en su partido contra Seattle.

Y el primer lugar en la división es donde los Cowboys deberán permanecer, ya que ese parece ser su único camino a los playoffs después de perder una vez más ante un equipo con un récord ganador.

Related Content

Advertising