Cómo un nuevo CBA puede afectar el futuro de Dak & Amari

DakAmari

(Nota: El artículo original fue escrito por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducido al español para SomosCowboys.com)​

FRISCO, Texas - Justo cuando pensabas que tenías las historias de temporada baja definidas, la narrativa cambia.

Se ha dicho durante meses: La NFL está entrando en el último año de su Acuerdo de Negociación Colectiva, por lo que los clubes tienen a su disposición las etiquetas de franquicia y transición. Esa es una designación importante para los Cowboys ya que tendrán varios jugadores clave en la agencia libre el próximo mes.

Sin embargo, todo eso podría cambiar en la próxima semana. Los propietarios de la NFL acordaron los términos de un posible nuevo CBA (Acuerdo de Negociación Colectiva por sus siglas en inglés) el jueves por la tarde, enviando así el problema a los jugadores y a sus representantes.

Para ser claros, todavía no se ha aprobado nada. Los 32 representantes de jugadores de la NFL deben aprobar los términos por una mayoría de dos tercios, y de ahí pasaría a la liga completa, donde simplemente necesitaría ser aprobado por la mayoría.

Todavía hay varios obstáculos que superar, pero esto podría indicar varios cambios importantes en el panorama de la liga.

Los cambios más grandes y notables serían en el calendario de la liga y el formato de los playoffs. La propuesta del CBA que la propiedad de la NFL aprobó llama a expandir el campo de playoffs a 14 equipos, admitiendo a siete equipos de cada conferencia y sólo otorgándole una semana de descanso a las semillas No. 1.

También permite que la NFL amplíe su calendario reduciendo la pretemporada a solo tres juegos y convirtiendo ese cuarto juego de pretemporada en el 17º juego de la temporada regular.

Ese es el panorama general, pero retomemos al aquí y ahora de los Dallas Cowboys.

Si se aprueba un nuevo CBA antes del comienzo del nuevo año de la liga el 18 de marzo, sería un cambio drástico para los planes de temporada baja de los Cowboys.

Dak Prescott, Amari Cooper y Byron Jones, son tres agentes libres inminentes que se espera reciban salarios masivos. Prescott ha estado negociando un nuevo contrato desde el verano pasado, y el plan siempre ha sido asignarle la etiqueta de la franquicia si las dos partes no pueden llegar a un acuerdo antes del inicio de la agencia libre.

Esa parte no ha cambiado. A partir del 25 de febrero, los clubes de la NFL pueden colocar la etiqueta de franquicia y / o la etiqueta de transición a los jugadores designados, y tienen hasta el 10 de marzo para usarla.

El problema está en la etiqueta de transición, que ya no se puede usar si se implementa un nuevo CBA. Las disposiciones del CBA actual establecen que ambas etiquetas solo pueden usarse en el último año del contrato.

Durante mucho tiempo se asumió que los Cowboys usarían la etiqueta de transición para evitar que Cooper entre a la agencia libre. Se ha hablado de esas negociaciones contractuales desde la última temporada baja, pero la conversación no parece haber llegado muy lejos.

Todo esto lleva a una conclusión obvia. Si los Cowboys no pueden llegar a un acuerdo con Prescott en las próximas semanas, deberán usar la etiqueta de franquicia para mantenerlo en su lugar. Si se llega a un acuerdo de un nuevo CBA mientras Prescott está etiquetado, los Cowboys no tendrán más remedio que dejar que Cooper entre a la agencia libre.

Irónicamente, Byron Jones es uno de los 32 representantes de jugadores de la NFL que vota en el CBA propuesto. Por lo tanto, no es exagerado decir que uno de los agentes libres de los Cowboys puede ayudar a decidir el destino de los demás.

Obviamente, todo es un poco prematuro. La propuesta aún debe ser aprobada por los jugadores, quienes seguramente tienen sus propias preguntas e inquietudes. Pero un nuevo CBA podría alterar drásticamente lo que los Cowboys son capaces de lograr con sus agentes libres más importantes.

Eso es suficiente para que el próximo mes de negociaciones se sienta más urgente que nunca.

Related Content

Advertising