Cowboys y D-Law llegan a un acuerdo de cinco años

(Nota: La nota original fue escrita por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducida al español para SomosCowboys.com)​

FRISCO, Texas - El dilema ha terminado.

Una semana después de estar en un "impasse" con DeMarcus Lawrence, los Cowboys claramente hicieron progreso al aceptar los términos de una extensión de 5 años con su ala defensiva All-Pro.

El acuerdo aún no ha sido firmado, pero las cifras del contrato le pagarán a Lawrence un total de $105 millones durante el periodo de cinco años con, según los reportes, $65 millones garantizados. Esos números convertirían a Lawrence en el tercer ala defensiva mejor pagado en la NFL, solo detrás de Khalil Mack y Von Miller.

El acuerdo le pagará un promedio de $21 millones por año, lo cual es un poco más de lo que habría hecho jugando bajo la etiqueta de franquicia esta temporada.

La noticia pone fin a la historia más grande que rodea a los Cowboys en esta temporada baja. El club colocó la etiqueta de la franquicia sobre Lawrence el 5 de marzo, y el mes pasado fue un continuo debate sobre cuándo las dos partes podrían llegar a un acuerdo – si es que así lo harían o no.

Para resumir: 2019 había sido el segundo año consecutivo en que los Cowboys habían usado la etiqueta de la franquicia sobre Lawrence. En 2018, luego de una temporada de 14.5 capturas, el Pro Bowler había aceptado jugar bajo la etiqueta mientras se esforzaba para maximizar su valor.

Lawrence anotó 10.5 capturas bajo la etiqueta de la franquicia, y también ayudó a los Cowboys a terminar con un defensa top 10 en camino a una aparición en los playoffs. Mientras lo hacía, dejó perfectamente claro que no tenía intención de jugar bajo la etiqueta por segunda vez.

La complicación de todo este proceso ha sido el asunto del hombro de Lawrence, que actualmente requiere cirugía. Se rompió el labrum hace dos años y ha estado batallando con esa lesión desde entonces, revelando en octubre pasado que el problema necesitaría una cirugía al final de la temporada.

Sin embargo, Lawrence ha retrasado la cirugía hasta este punto en la temporada baja, probablemente en un esfuerzo por aumentar su influencia en estas negociaciones de contrato. Con un acuerdo vigente, los Cowboys seguramente querrán que su Pro Bowler ingrese a cirugía lo antes posible, ya que se espera que el tiempo de recuperación sea de varios meses.

Volver a firmar a Lawrence es, obviamente, un gran impulso para la línea defensiva de Dallas, pero por más que obvias razones. Los Cowboys intercambiaron una selección de draft de sexta ronda con Miami por Robert Quinn la semana pasada. En ese momento, se especulaba que el equipo se estaba asegurando contra un “Holdout” de Lawrence, pero ahora es evidente que los Cowboys emplearán Pro Bowlers en ambos lados de su línea defensiva en 2019.

Lawrence sin duda regresa como uno de los líderes de esta defensa en el futuro previsible. Además de su gran nivel de juego, Lawrence planteó una presencia en el vestidor de los Cowboys al establecer el tono de una línea defensiva que fue nombrada los "Hot Boyz".

Ahora, todos los componentes principales de esa carrera de pases están de vuelta, además de Quinn, quien lleva 69 capturas bajo la manga.

Después de un breve impasse, parece que todos los sistemas están listos para D-Law y la defensa de Dallas.

Related Content

Advertising