Ala defensiva

(Nota: El artículo original fue escrito por Jonny Auping, escritor para DallasCowboys.com, y traducido al español para SomosCowboys.com)

Con el NFL Draft ya terminado y la agencia libre desacelerándose a medida que se acerca el verano, es hora de echar un vistazo más de cerca cada posición.

Cada día, analizaremos un aspecto diferente sobre la posición: la competencia, jugadores que no están bajo el radar, o simplemente responderemos preguntas sobre temas que aún no se han resuelto.

Hoy continuamos la serie con la posición de ala defensiva.

Lo que sabemos

¿Está Lawrence al nivel de élite?

Lo que sabemos

Para todas las preguntas que los fanáticos de los Cowboys puedan tener sobre la posición de ala defensiva, sin duda hay un nombre que a los fanáticos adversarios les viene a la mente de inmediato: DeMarcus Lawrence. "Tank" podría decirse que es el jugador más talentoso en la defensa de Dallas, y el grado en que lo haga evidente será de gran ayuda para determinar cuánto respeto obtiene la posición de ala defensiva.

Lawrence firmó una extensión de cinco años por un valor de $105 millones hace un año, y luego tuvo una temporada relativamente decepcionante, al menos para lo que se espera de un jugador con ese tipo de contrato. Solo registró cinco capturas y 45 tacleadas la temporada pasada, ambas fueron menos de lo que había logrado en las dos temporadas anteriores. Por un lado, con la aparición de Robert Quinn y sus 13.5 capturas la temporada pasada, quizás se podría argumentar que la atención prestada a Lawrence le abrió las puertas a Quinn. Pero de cualquier manera, con la partida de Quinn, ese tipo de producción es poco probable en la posición de ala defensiva derecha, por lo que este año Lawrence tendrá que generar esas captura él mismo.

Toca recalcar lo importante que es que Lawrence sea el jugador más consistente en la defensa. La secundaria tiene mucho potencial, pero a la misma vez está llena de signos de interrogación. La presión constante sobre los mariscales de campo opuestos puede mitigar muchas incógnitas en la defensa. Lawrence le dijo recientemente a FS1: "Confía en mí, los números de mis capturas volverán a subir [este año]". Lawrence recibe más dinero que Cameron Jordan de los New Orleans Saints. Si puede jugar constantemente al nivel de Jordan, entonces podría elevar a los Cowboys y convertirlos en contendientes legítimos del Super Bowl.

Además, después de la cirugía de cadera de Tyrone Crawford, no sabemos exactamente qué nivel de producción obtendrá, ni siquiera qué papel desempeñará. Pero sí sabemos que regresará, y traerá un grado de liderazgo y profesionalismo que siempre ha tenido un cierto peso con sus compañeros de equipo cuando puede salir al campo.

Qué hay de nuevo

¿Quién reemplazará a Robert Quinn?

¿Qué hay de nuevo?

Al dejar que Robert Quinn firmara con los Chicago Bears, los Cowboys perdieron cierto liderazgo veterano. Se podría argumentar que perdieron algo de continuidad entre sus titulares. Pero lo que realmente perdieron es simple: producción. Quinn se unió a los Cowboys antes de la temporada pasada a través de un intercambio con los Miami Dolphins y superó con creces las expectativas al liderar al equipo con 13.5 capturas.

Reemplazar esa producción no es tarea fácil, motivo por el cual Chicago valoró lo suficiente a Quinn como para ofrecerle $70 millones en primer lugar. Pero en última instancia, fue una combinación de suerte e inteligencia lo que llevó a los Cowboys a sacar ese tipo de juego de Quinn. Ahora esperarán tener suerte nuevamente con la apuesta de un potencial desconocido. Hay dos nuevas incorporaciones en el lado defensivo que podrían encajar en ese proyecto de ley: un novato llamativo y un veterano que anteriormente fue dominante.

El que más llamó la atención en esta temporada baja fue Aldon Smith. Para su tercer año en 2013, Smith estaba en camino de tener una carrera tan dominante como la de JJ Watt. Pero los problemas fuera del campo alimentados por una batalla contra la adicción deterioraron rápidamente su prometedora carrera. Smith pasó cuatro años lejos de la NFL mientras trabajaba en sus problemas personales. Los Cowboys sorprendieron al mundo del futbol cuando lo firmaron, reuniéndolo con el entrenador de la línea defensiva Jim Tomsula. Todavía no se sabe lo que Smith es capaz de hacer después de una ausencia tan larga, pero si está en buena condición física y es capaz de volver a obtener cualquiera de su grandeza anterior, entonces es un titular viable.

Dallas también reclutó un ala defensiva en la quinta ronda del draft 2020. Bradlee Anae, de Utah, tiene todas las características que deseas en un corredor de primera línea. Fue un titular de tres años que terminó su carrera con 30 capturas y fue un consenso All-American la temporada pasada. La única pregunta es si podrá proporcionar ese tipo de producción de inmediato. Los Cowboys serán realistas sobre qué esperar de él al principio, pero seguramente le darán al novato todas las posibilidades para poder superar las expectativas.

Y los Cowboys también tienen la opción de mover a Tyrone Crawford, quien se perdió la mayor parte del año pasado debido una lesión en la cadera. Se ha movido dentro y fuera durante toda su carrera, jugando tanto ala defensiva como tackle defensivo. Pero ahora que los Cowboys claramente están buscando tener una mayor presencia en el interior, es probable que Crawford se ajuste mejor como ala defensiva.

back to top

Related Content

Advertising