¿Cómo encajará Gregory en el esquema de Dan Quinn?

Gregory

(Nota: El artículo original fue escrito por Rob Phillips, escritor para DallasCowboys.com, y traducido al español para SomosCowboys.com)

En esta nueva serie analizamos lo bueno, lo malo y lo que sigue para los jugadores que actualmente están bajo contrato con los Cowboys. Hoy empezamos con el ala defensiva Randy Gregory.

Lo bueno: Gregory fue notablemente eficiente dada su carga de trabajo y el tiempo que perdió antes de 2020. A pesar de solo 10 apariciones – y dentro de ellas, aproximadamente un 40% de las jugadas defensivas fueron en una rotación con el titular Aldon Smith – Gregory terminó la temporada en tercer lugar en cuanto a presiones de mariscal de campo (16), también empató en tercer lugar en capturas (3.5) y en segundo lugar en balones sueltos forzados (3). Pro Football Focus le otorgó la segunda mejor calificación defensiva general (80.5), detrás de DeMarcus Lawrence (88.6), entre los jugadores de rotación regular.

Lo malo: Que no pudimos ver una temporada completa del impacto de Gregory como apresurador. No pudo jugar las primeras seis semanas de la temporada como parte de su reintegro condicional de una suspensión de un año y medio por violar la política de abuso de sustancias de la NFL en febrero de 2019. Fue elegible para practicar apenas un par de semanas antes de poder regresar el pasado mes de octubre contra Washington. Sin embargo, sus números en poco más de media temporada estuvieron entre los mejores en la defensa. Imagínense lo productivo que podría ser con una temporada baja y una temporada completa. Como dijo a finales de diciembre: "En lo que respecta al día a día, me siento fuerte, siento que puedo salir y jugar a mi nivel más alto, realmente me he mantenido constante durante todo el año. Estoy muy orgulloso de mí mismo por eso. Creo que en años pasados, no podría haber dicho lo mismo. Pero este año, he hecho un buen trabajo".

Lo mejor de 2020: Semana 17 vs. Filadelfia. Podría decirse que fue el juego más dominante de cualquier jugador defensivo la temporada pasada. Gregory tuvo 1.5 capturas en una victoria 37-17 ante los Eagles y se convirtió en el primer jugador de los Cowboys en forzar tres balones sueltos en un juego desde hace cuatro años.

Consideración del contrato: Después de la reinstalación condicional de Gregory en septiembre, los Cowboys le otorgaron una extensión de un año hasta la temporada 2021. Anteriormente, Gregory iba a ser un agente libre restringido este año.

Lo que sigue: No sabemos exactamente cómo el nuevo coordinador defensivo Dan Quinn planea utilizar a los jugadores en su esquema, que predominantemente ha sido un 4-3 a lo largo de los años. Pero la explosividad de Gregory como apresurador en el borde lo convierte en un gran candidato para el sistema de Quinn. Como señaló Bucky Brooks en su reciente columna de "5 Bucks", Gregory tiene las habilidades para el puesto "LEO" en el frente defensivo, básicamente un apresurador de mariscales de campo designado que también puede jugar en el espacio. (Es de suponer que Lawrence también podría manejar eso). Los Cowboys tienen que tomar una decisión con Smith, quien se convertirá en agente libre sin restricciones en marzo. Pero Gregory podría estar en línea para un aumento de jugadas la próxima temporada incluso si Smith vuelve a firmar, algo que el club ha indicado que les gustaría hacer.

Related Content

Advertising