Motivados por el TD de Aldon Smith, la defensa toma el mando

Aldon Smith

(Nota: El artículo original fue escrito por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducido al español para SomosCowboys.com)

FRISCO, Texas - Es sorprendente lo que puede hacer un diferencial de pérdidas de balón positivo para un equipo.

Uno de los adagios más antiguos del fútbol americano es que ganar la batalla de pérdidas de balón gana ante todo. De cara al domingo, el margen de -13 de los Cowboys era el segundo peor en la liga, lo que ayuda a explicar su horrible récord.

Imagínense, que la victoria más fácil y desigual de los Cowboys de esta mala temporada los vio dominar la batalla de pérdidas de balón, recuperando tres balones sueltos en la primera mitad para cambiar el rumbo del juego.

"Es la prioridad número uno", dijo el entrenador de los Cowboys, Mike McCarthy. "Diferencial de pérdidas de balón, si miras la historia de la Liga Nacional de Fútbol Americano, equivale al éxito. Más tres probablemente fue la estadística más importante en la hoja de estadísticas".

La defensa de Dallas no solo forzó esas pérdidas de balón, sino que también llevaron a puntos.

Lo más importante fue el segundo balón suelto de Cincinnati, ya que el corredor de los Bengals, Trayveon Williams, perdió el balón cuando chocó con su propio bloqueador. El balón cayó silenciosamente al césped, donde Aldon Smith estaba lo suficientemente cerca como para verlo antes que cualquier otro jugador y recogerlo para un regreso de touchdown de 78 yardas.

"Sé que soy muy rápido, así que sabía que tan pronto como lo recogiera, sería imposible que me atraparan", bromeó Smith. "Pero en serio, estaba mirando la pantalla, vi que realmente no había nadie alrededor, así que pude tomarlo para el touchdown".

Los Cowboys no han forzado muchos balones sueltos esta temporada. Ciertamente no han anotado muchos touchdowns defensivos. Entonces, la importancia del touchdown de Smith que los puso arriba 10-0 al comienzo del juego no puede ser subestimada.

"Se puede ver claramente, especialmente después de tres pérdidas de balón en la primera mitad, no hemos jugado con la ventaja y tuvimos la oportunidad de jugar de manera diferente", dijo McCarthy. "Pudimos jugar una mezcla de juego terrestre/aéreo en la ofensiva ya que no estábamos jugando por debajo".

A estas alturas de la temporada, es fácil dar por vano la producción de Smith. Solo una de sus cinco capturas esta temporada ha llegado en los últimos dos meses, pero aún así, ha sido uno de los defensores más consistentes de los Cowboys. Dado que pasó gran parte de los últimos cinco años fuera de la NFL mirando hacia adentro, es bastante increíble que el domingo marcara su primer touchdown desde la escuela secundaria.

"Es una locura pensar en dónde estaba hace un año y luego ahora anotar mi primer touchdown en la NFL", dijo. "Estoy sin palabras".

Sin embargo, hay suficiente crédito para todos. DeMarcus Lawrence pudo no haber anotado, pero comenzó con una explosión cuando le quitó el balón a Geovani Bernard en solo la tercera jugada de la línea de golpeo. Jourdan Lewis recuperó el balón suelto en la yarda 32 de Cincinnati, y la ofensiva de los Cowboys pateó un gol de campo tres minutos después.

"D-Law hizo una gran jugada", dijo Lewis. "Entró, dobló y golpeó el balón y yo solo vi el balón flotando alrededor de las piernas de los demás y simplemente salté sobre el".

En la siguiente posesión después del touchdown de Smith, los Bengals lograron conducir hasta la yarda 15 de Dallas. Al enfrentarse a un cuarto y uno, el receptor de los Bengals, Alex Erickson, pareció convertir el primer down, solo para perder el balón cuando fue golpeado por Darian Thompson y verlo recuperado por Jaylon Smith.

"Lo hemos hecho antes, realmente no lo hemos demostrado esta temporada", dijo Smith. "Solo preparamos un juego completo de sesenta minutos, pero pudimos hacerlo hoy".

La ofensiva de los Cowboys tomó esa posesión extra y condujo 88 yardas en 15 jugadas, anotando para tomar una ventaja de 17-0 con solo 6:38 por jugar hasta el medio tiempo. A partir de ahí, el resultado nunca estuvo realmente en duda.

No ha sucedido con la suficiente frecuencia este año, pero a los Cowboys sin duda les encantaría recuperar más balones sueltos durante las últimas tres semanas de la temporada.

"Es por eso que dedicamos tanto tiempo a esos fundamentos clave de cuidar el fútbol y quitar el balón", dijo McCarthy. "Fue fantástico verlo entrar en juego hoy".

Related Content

Advertising