Jugadores disponibles tras la partida de Randall Cobb

WRS

(Nota: El artículo original fue escrito por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducido al español para SomosCowboys.com)

FRISCO, Texas - Esta época del año es cuando siempre se empiezas a buscar las últimas piezas del rompecabezas.

El panorama general tomó enfoque en las últimas tres semanas. Los Cowboys perdieron algunos jugadores valiosos, mientras que ganaron algunos otros. La lista está comenzando a tomar forma.

Pero a medida que empezamos el mes de abril, es difícil no preguntarse sobre los huecos restantes. Sí, todavía hay agentes libres disponibles. Los Cowboys pueden tener uno o dos trucos bajo la manga antes de que llegue el NFL draft, pero el grupo de jugadores talentosos se ha reducido. Las posibilidades de mejorar la lista con talentos veteranos son mucho más escasas que hace un mes.

No hay una posición que se sienta más obvia que la posición del receptor de ranura. Los Cowboys perdieron a Randall Cobb ante los Houston Texans en los primeros días de la agencia libre, y la lista de posibles reemplazos ha disminuido desde entonces.

Tal como está ahora, Paul Richardson, Taylor Gabriel y el propio Tavon Austin de los Cowboys lideran la lista de agentes libres disponibles.

Por lo general, a este equipo le gusta reforzar la lista a bajo costo en la agencia libre, lo que les permite seleccionar los mejores jugadores posibles en el draft. Quizás el hecho de que no hayan firmado a nadie debería tomarse como una señal de que creen que un posible reemplazo ya está en la lista.

Obviamente, Amari Cooper acaba de firmar un contrato a largo plazo, y Michael Gallup todavía está en su lugar. Pero los Cowboys tienen varios otros receptores bajo contrato. Aquí hay un listado de sus opciones internas.

CEDRICK WILSON

No fue un papel importante, pero la selección del draft de los Cowboys del 2018 jugó un papel más importante de lo que la mayoría se dio cuenta durante su segunda temporada.

Las lesiones ayudaron a que Wilson ingresara a la lista activa en la Semana 2, y permaneció allí hasta diciembre, cuando una lesión en la rodilla le obligó a que fuera puesto en la reserva de lesionados. Solo jugó 99 jugadas en la temporada 2019, pero Wilson atrapó cinco pases para 46 yardas, y jugó un papel como regresador de patadas de kickoff y patadas de despeje.

Es esa habilidad de equipos especiales lo que probablemente ayudaría a Wilson a forjar un lugar en la lista. Puede jugar en el slot, pero su habilidad para trabajar en ambos equipos de regreso de patadas le da una versatilidad que muchos otros en esta lista no poseen.

DEVIN SMITH

Smith parecía estar escribiendo un guión de Hollywood a principios de 2019. Los Cowboys lo firmaron bajo un contrato a futuro después de que las lesiones descarrilaron su carrera, y la apuesta valió la pena. Smith tuvo un campamento de entrenamiento fenomenal, formó parte del equipo e incluso tuvo 74 yardas y un touchdown en la Semana 2 contra Washington.

Y luego él simplemente... desapareció. Jugó 136 jugadas en las primeras cuatro semanas de la temporada y nunca más se supo de él. Ten en cuenta que esta fue una temporada en la que Amari Cooper, Michael Gallup y Randall Cobb lucharon contra varias lesiones. La decisión de eliminar por completo a Smith de la ecuación todavía es intrigante, incluso todos estos meses después.

Hay un par de razones. Smith es más un receptor externo tradicional que un slot. Tampoco encaja bien en equipos especiales. Pero dada la versatilidad de Cooper y Gallup, seguramente hay una forma en que el cuerpo técnico pueda hacer que esto funcione.

JON'VEA JOHNSON

El favorito de la clase no reclutada del año pasado, Johnson, nunca tuvo una temporada de novato. Tuvo tres recepciones para 32 yardas en el final de pretemporada de los Cowboys, pero se lesionó el hombro en el juego y pronto fue enviado a la reserva de lesionados, lo que terminó su año antes de que comenzara.

Es obvio que Johnson está decidido en crecer y mejorar. Antes de que llegara el COVID-19 a los Estados Unidos, Johnson estuvo constantemente presente en las instalaciones del equipo, trabajando hacia la fecha en que comenzaría el programa de temporada baja.

Al igual que Smith, el ajuste aquí no es tan obvio. Johnson es un jugador rápido, con una velocidad de 4.38 – un tipo que se destaca por su capacidad de amenazar verticalmente. Dicho esto, él tiene algo de experiencia jugando en la ranura ya que obtuvo jugadas en esa posición cuando estuvo en la universidad.

VENTELL BRYANT

Pongamos aquí a los muchachos grandes.

Bryant principalmente estuvo en equipos especiales el año pasado, jugando 184 jugadas de equipos especiales en lugar de solo 14 jugadas ofensivas. Sin embargo, tiene la distinción de que logró un touchdown con su única recepción de carrera, algo que logró el año pasado jugando contra Buffalo.

Es una suposición lógica decir que Bryant tiene una buena oportunidad para formar parte de la lista debido a la cantidad de jugadas de equipos especiales que puede proporcionar. Con 6-3 de estatura y 205 libras, no es el típico jugador de slot.

NOAH BROWN

Se siente como si hace una eternidad que la oficina principal apostó en Brown como una selección de séptima ronda en 2017.

Brown mostró potencial, aunque fue inconsistente durante sus primeros dos años en la liga, pero las lesiones en la rodilla han retrasado su progreso por algún tiempo. Brown empezó la temporada 2018 en la reserva de lesionados, y solo jugó ocho juegos ese año. La temporada pasada no apareció en absoluto, ya que las lesiones lo mantuvieron alejado del campo de juego.

En esto momentos no se sabe lo que él podría aportar a la ecuación. También mide 6-2 y pesa 230 libras, por lo que no necesariamente encaja en el molde de un receptor de ranura. Pero quizás este nuevo cuerpo técnico pueda ayudarlo a retomar el camino.

Con el debido respeto a todos los que están en esta lista, esto realmente no ayuda a calmar las preocupaciones sobre el puesto. Este grupo de jugadores combina un total de 55 recepciones en la NFL, y la mayoría de esas provienen de Smith, antes de que sufriera su serie de lesiones con los New York Jets.

Si los Cowboys no agregan alguien a este grupo en las próximas semanas, entonces la posición de receptor ciertamente parece ser una necesidad para el draft, pero ¿qué tan grande es la necesidad?

Quizás la urgencia de los Cowboys, o la posible falta de ella, podría decir mucho sobre qué tanto valoran a los muchachos que ya están en su lista.

Related Content

Advertising