Beasley se va a Buffalo con un acuerdo de $29 millones

(Nota: La nota original fue escrita por David Helman, escritor para DallasCowboys.com, y traducida al español para SomosCowboys.com)​

FRISCO, Texas - La primera gran pregunta de los Cowboys acerca de la agencia libre ha sido respondida, y no fue exactamente una sorpresa.

Cole Beasley encontró un nuevo acuerdo en el segundo día de la agencia libre, aceptando los términos de un contrato de cuatro años por $29 millones con los Buffalo Bills.

Los clubes de la NFL no pueden hacer la firma oficial hasta el miércoles por la tarde, cuando se abren los nuevos años de la liga. Pero Beasley envió un Tweet el martes por la tarde para confirmar la noticia.

“Siempre amaré a #cowboysnation y aprecio el tiempo que hemos pasado juntos. Gracias a la familia Jones por darme una oportunidad. Emocionado por este nuevo viaje. No puedo esperar para comenzar en Buffalo. ¡Vámonos! #BillsMafia”

El acuerdo ilustra perfectamente el poder de atracción de la agencia libre. El nuevo acuerdo de Beasley en Buffalo incluye una garantía de $14 millones, que es más que el valor total de su último contrato en Dallas.

Beasley se une a jugadores como Jamison Crowder y Adam Humphries, quienes firmaron acuerdos de grandes sumas de dinero el lunes a pesar de que jugaron principalmente fuera de la ranura. Los patrones de gasto a principios de la agencia libre ciertamente han probado que los equipos de la NFL valoran la posición.

La noticia no será una sorpresa para los Cowboys. Beasley había dejado claro durante meses que tenía la intención de probar el mercado, y aunque los Cowboys expresaron su interés en traerlo de vuelta, siempre pareció ser una tarea difícil.

La partida de Beasley volverá a crear un nuevo aspecto para la ofensiva de Dallas. Para ser justos, Jason Witten ha regresado al grupo, pero Beasley ha sido el receptor de ranura de los Cowboys durante seis años y ha sido una de sus mejores opciones desde 2014.

Eso plantea la pregunta de que si el club buscará un reemplazo dentro de su propio vestidor o si buscarán a alguien fuera de la organización. El mes pasado durante el Combinado de la NFL, el director de operaciones, Stephen Jones, hizo un esfuerzo por mencionar a Allen Hurns como una posibilidad para la posición.

"Cuando miras a Hurns y lo que él fue en Jacksonville, él jugó en la ranura", dijo Jones. "Es ciertamente una opción si perdemos a Beasley en términos de cumplir ese rol, pero sólo tendremos que ver cómo se desarrolla".

Jones tiene un punto. La mejor temporada profesional de Hurns fue cuando atrapó 64 pases para 1,031 yardas con los Jaguars, jugando principalmente como receptor de ranura. Sin embargo, vale la pena señalar que el veterano actualmente se está recuperando de la espantosa lesión en el tobillo que sufrió en la victoria de playoff contra Seattle.

En cuanto a otras opciones, los Cowboys también gastaron una selección de sexta ronda en Cedrick Wilson la primavera pasada, y firmaron al veloz veterano Devin Smith a un contrato de futuros en enero. Smith fue seleccionado en la segunda ronda en 2015, pero las lesiones descarrilaron su carrera con los New York Jets.

Los próximos dos meses también serán monitoreados. Los Cowboys no han firmado ningún agente libre externo hasta este momento, pero todavía hay receptores veteranos disponibles. La clase del Draft de la NFL 2019 también cuenta con un amplio talento de receptores, si la oficina principal prefiere reemplazar a Beasley con un novato.

Como sea que esto se resuelva, el plan no incluirá a Beasley, quien abandona el club que lo descubrió como agente libre no reclutado con 319 capturas para 3,271 yardas y 23 anotaciones.

Sin embargo, los Cowboys pueden contar con verlo pronto. Si bien el calendario de la NFL no se publicará durante un mes más, los Bills viajarán al estadio de AT&T la próxima temporada.

Related Content

Advertising